Opinión

Xalapa, Ver., Año X No. 582

   

Semana anterior

  Contacto

 

 

Bocadillos 

Rolando Bello Paredes*   

Fonden en Yucatán

            El Fondo de Desastres Naturales (Fonden) tiene por objeto, señala el gobierno federal, “atender los efectos de Desastres Naturales, imprevisibles, cuya magnitud supere la capacidad financiera de respuesta de la dependencias y entidades paraestatales, así como de las entidades federativas”.

Como es de conocimiento público, los legisladores federales de Morena y sus aliados “desaparecieron” 109 fideicomisos, para recaudar 68 mil 400 millones de pesos, que se destinarían a la “pandemia, pero también para estabilizar balance fiscal”. Entre los “desaparecidos” se encuentra el Fonden, y en su lugar, “se determinó que en cada proyecto de presupuesto se incluyan previsiones para atender fenómenos naturales” (El Financiero, 9 octubre 2020).

            La Cámara de Diputados federales aprobó que los recursos del Fonden –hoy por un monto de 6 mil 861 millones de pesos- “que no sean utilizados para la reconstrucción, al cierre del año, sean reintegrados a la Tesorería” (La Jornada, 7 octubre 2020).

Enseguida información periodística relativa al Fonden en Yucatán:

            El gobierno de Yucatán solicitó a Fonden la Declaratoria de Emergencia para 19 municipios afectados, por los daños y perjuicios ocasionados por la tormenta tropical Gamma (Boletín oficial, “Gobernador Mauricio Vila Dosal solicita Declaratoria de Emergencia para 19 municipios de Yucatán afectados por fenómenos naturales”, 7 octubre 2020).

            Según la Coordinación Estatal de Protección Civil, “Gamma impactó desde el pasado 2 de octubre a Yucatán, con lluvias continuas e inundaciones, dejando estragos severos en Buctzotz, Calotmul, Cenotillo, Chemax, Chichimilá, Dzilam de Bravo, Dzilam González, Dzitás, Espita, Panabá, Río Lagartos, San Felipe, Sucilá, Temax, Temozón, Tinum, Tizimín, Uayma y Valladolid, en perjuicio de cerca de 301 mil 146 habitantes”.

            Por el paso de la tormenta Cristóbal, el Fonden aportó la cantidad de 200 millones de pesos para atender a 75 municipios yucatecos, no obstante que “dejó pérdidas económicas valuadas en cuatro mil 297 millones de pesos” (Excélsior, 24 julio 2020).

No encontré información pública del ejercicio de los 200 millones de pesos destinados por Fonden a Yucatán, por los daños ocasionados por Cristóbal.

            Alcaldes de Yucatán se inconformaron entonces con el criterio de Fonden para otorgar recursos y apoyos: “Expresaron su rechazo ante las reglas de operación del Fonden, ya que afirmaron no se adecúan a lo que Yucatán necesita para atender las graves afectaciones que dejaron las tormentas tropicales Amanda y Cristóbal, particularmente para la reparación de decenas de viviendas dañadas por inundaciones” (El Universal, 14 julio 2020).

            En ninguno de los dos casos, el gobierno del estado dio a conocer públicamente las solicitudes de las respectivas Declaratorias de Emergencia, conteniendo una información general de los daños reportados. Está a tiempo hoy de difundir el documento relativo a la tormenta Gamma, para instar la solidaridad social de los yucatecos.

            Por adelantado, el Secretario de Marina del gobierno de la 4T ya bloqueó alguna posibilidad de obtener recursos de Fonden por el paso del huracán Delta. Expresó: “No será necesaria la declaratoria de emergencia, ya que el meteoro nos trató bastante bien, saldo blanco. En su mayoría las afectaciones fueron árboles y postes de energía caídos" (Diario de Yucatán, 8 octubre 2020).

El presidente de la República también se pronunció en el mismo sentido, en la “mañanera” del pasado jueves 8: “Afortunadamente no se registran víctimas, nos tuvo consideración el huracán. No hubo muchos daños; árboles que cayeron. Vamos a decir que nos fue bien”.

El gobernador respondió que “sí fueron mucho menos los daños que se esperaban en el oriente del estado, pero todavía se hace la evaluación correspondiente. La verdad es que en el oriente del estado hay daños mucho menores en infraestructura” (Por Esto! 10 octubre 2020).

Un fondo yucateco de desastres

            En Yucatán, la Ley de Protección Civil del estado prevé el “Fondo para la Atención de Emergencias y Desastres del Estado de Yucatán”, que tiene por objeto “proporcionar suministros de auxilio y asistencia ante situaciones de emergencia y de desastre, para responder de manera inmediata y oportuna a las necesidades urgentes de la población.

El Fondo es complementario de los recursos que se canalicen al estado y a los municipios, a través de los instrumentos federales e internacionales para la atención de emergencias o desastres”. Es administrado por la Secretaría General de Gobierno. Para hacer uso de los recursos, el gobierno debe emitir una “declaración de desastre”, que se publicará en el Diario Oficial del estado.

            En el primer Informe de Gobierno 2018-2024, el gobierno anunció que con recursos del Fondo “se adquirieron 8,100 colchonetas, 10,000 cobertores, 200 láminas de cartón y 245 láminas de triplay, los cuales forman parte de la reserva estratégica de recursos materiales a emplearse en caso de la amenaza e impacto de algún fenómeno hidrometeorológico. Lo anterior representó una inversión de 3 millones 94 mil 284 pesos”.

             El Presupuesto de Egresos del Gobierno del estado para el ejercicio fiscal 2020 asignó a dicho Fondo la cantidad de 3 millones de pesos.

            Según el “Informe Trimestral sobre las Finanzas Púbicas 2018-2024”, correspondiente a abril-junio 2020, elaborado por la Secretaría de Administración y Finanzas (SAF), el Fondo de referencia contaba con la cantidad de 24 millones 766 mil 060 pesos (saldo al 30 de junio de 2020).

            Antes, el gobierno yucateco había dicho que usaría los recursos del “Fondo para la Atención de Emergencias y Desastres del Estado de Yucatán”, para atender la crisis sanitaria del Coronavirus-Covid 19.

            El pasado mes de abril informó que “ya dispuso” de 21 millones 095 mil 042 pesos del Fondo para la Atención de Emergencias y Desastres, en la “adquisición de equipo médico”.

            Los 21 millones de pesos “usados” en abril se sumaron a los 500 millones de pesos, para la “prestación de servicios de salud”, que provinieron del crédito aprobado por el Congreso por la cantidad de 1 mil 500 millones de pesos, “adicionales a las asignaciones originalmente autorizadas en el Presupuesto de Egresos del Gobierno del Estado de Yucatán para el Ejercicio Fiscal 2020”.

Es confusa la información gubernamental.

El saldo del Fondo al 31 de marzo último era de 21 millones 700 mil pesos 096 pesos, y en el pasado abril el gobierno dijo que usó más de 21 millones de pesos, pero resulta que el saldo a junio 2020, ascendió a 24 millones 766 mil 060 pesos.

No queda claro si el gobierno usó o no esos recursos.

             Otros Planes. A). Un “Plan de inversión en proyectos, con participación de los sectores privados y público” fue anunciado por el presidente de la República, el pasado lunes 5. “La inversión acumulada será de 297 mil 344 millones de pesos”, dijo el secretario de Hacienda y Crédito Público.

            El plan federal incluye la siguiente obra, “promovida por el gobierno del estado de Yucatán”:

            - La concesión de la ampliación y modernización de Puerto Progreso, por 4 mil millones de pesos.

(El gobierno de Quintana Roo promueve una concesión del Puente Vehicular Nichupté, con una inversión de 4 mil 676 millones de pesos).

B). Que empresas yucatecas, afiliadas a la Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de Vivienda, invertirán “casi” 16 mil millones de pesos, durante este año y el siguiente, “para la edificación de 18,418 viviendas” (Boletín oficial, “Continúan las inversiones privadas y la generación de empleos en Yucatán”, 5 octubre 2020).

El gobierno del estado formuló su “Plan Estatal de Infraestructura para la Creación de Empleos y Apoyo a la Reactivación Económica”, con inversión total de 3 mil 340 millones de pesos, aunque la suma de recursos de los nueve rubros señalados, solo alcanza la cifra de 3 mil 288.2 millones de pesos (ver Bocadillos, “Finanzas estatales a cuentagotas”, en Informe Fracto, 3 octubre 2020).

Bandera. De color azul (but of course). Una bandera, Blue Flag, fue izada en las playas de Progreso. La otorgó una organización privada denominada “Fundación para la Educación Ambiental”.

Costó 150 mil pesos.

Juicio a los “ex”. El presidente de la República opinó, en la “mañanera” del pasado jueves 8, sobre la pregunta formulada por la Corte:

- “Si se vota por el sí, pues es ya un sentimiento en contra de los expresidentes, ya sólo ese señalamiento es un juicio, es del tribunal popular enjuiciándolos, juzgándolos”.

- “Si dice: ‘No’, pues ya están exonerados, la gente está contenta y si no contenta ya no quiere que se abra esa página o que se regrese a esa página, hay que darle vuelta a la página”.

Ad litteram. En el portal del periódico español elDiario.es (17 septiembre 2020), respecto de Winston Churchill, primer ministro británico durante la II Guerra Mundial y aficionado al final de sus días al “whisky con soda desde la hora del desayuno”, una afirmación de Katherine Carter, directora del proyecto de restauración de la casa de campo de Churchill, llamada Chartwell:

- “El whisky solo cubría el culo del vaso. Es algo a lo que se acostumbró en India. Él lo llamaba enjuague bucal". 

Mérida, 11 de octubre de 2020

*Editorialista, Portal Informe Fracto

*Editorialista, Grupo SIPSE Peninsular
rolandobelloparedes@gmail.com

 

 

Blogosfera
 

Pulso crítico

Va Tuxpan

Noticias de Veracruz

Monero Hernández

Cuaderno de Saramago

La Historia del Día


Agua Electropura "Xallapan

Alef.mx